domingo 17/10/21
Premio Museo

El Muncyt recibe una mención especial en el Certamen al mejor Museo Europeo

El Museo Nacional de Ciencia y Tecnología (Muncyt) de A Coruña ha recibido una mención especial en el Certamen al mejor Museo Europeo 2014.

El Museo Nacional de Ciencia y Tecnología (Muncyt) de A Coruña ha recibido una mención especial en el Certamen al mejor Museo Europeo 2014.

El European Museum Forum, dependiente del Consejo de Europa, ha reconocido al Muncyt "por su capacidad para comunicar conceptos científicos y técnicos, su compromiso y responsabilidad social y por conservar el patrimonio tecnológico, industrial y científico de España y Galicia".

Una valoración que ha merecido al Museo Nacional de Ciencia y Tecnología de A Coruña y que le ha valido una mención especial hoy, en Tallin, en el Certamen a mejor Museo Europeo del año 2014.

La directora del Muncyt, Marian del Egido, ha destacado la "emoción de recibir una mención especial compitiendo con tantos espacios museísticos singulares, el triunfo que supone que la mención la haya recibido un museo de ciencia y el reconocimiento al trabajo realizado en un museo cuya sede en A Coruña tiene tan solo dos años" .

El primer premio, entregado en Tallin (Estonia) ha sido para el Museo de la Inocencia, en Estambul (Turquía), un espacio que cuenta la historia de la ciudad en la segunda mitad del siglo XX.

El museo fue creado por el escritor y Premio Nobel Orhan Pamuk, a partir del imaginario que aparece en su novela del mismo nombre y el jurado ha destacado que se trata de un pequeño museo local que funciona sobre paradigmas innovadores. Desde el Muncyt recuerdan en un comunicado que fue inaugurado por los Príncipes de Asturias en mayo de 2012 y que se sitúa en el edificio Prisma de Cristal, un cubo de vidrio galardonado entre otros con el Premio Nacional de Arquitectura Joven de la Novena Bienal de Arquitectura Española.

Desde los exteriores del Prisma se puede observar como una caja de cristal cobija lo que en su interior se mostrará como dos edificios en uno, un árbol cuyas ramas son imponentes bloques de hormigón que contienen todos los servicios del museo. Entre esas ramas y el envoltorio de vidrio quedan definidas las salas de exposiciones, de diferentes tamaños y alturas, todas ellas llenas de luminosidad.

Comentarios