miércoles 25/5/22

Empanada, el “finger food” de los mil sabores

La empanada tiene un día propio en el calendario español, lo cual no nos debe parecer extraño porque esta receta, que envuelve en su masa diferentes sabores bajo diferentes formas, está presente en la gastronomía de España desde hace siglos.

empanada

La empanada tiene un día propio en el calendario español, lo cual no nos debe parecer extraño porque esta receta, que envuelve en su masa diferentes sabores bajo diferentes formas, está presente en la gastronomía de España desde hace siglos.

Este viernes 8 de abril se celebra el Día Nacional de la empanada, de cuya larga presencia en nuestras mesas da fe el mismísimo Pórtico de la Gloria de la catedral de Santiago de Compostela.

Allí plasmó el taller del Maestro Mateo a uno de los condenados al infierno mientras intenta comerse una empanada a la vez que una serpiente le oprime la garganta, según describe la página oficial de turismo de Santiago de Compostela.

En el concepto "finger food", que se refiere a la “comida que se come con los dedos” -en su traducción directa del inglés-, la empanada ocupa un lugar de honor, ya sea la típica gallega de carne o atún o la argentina, que también envuelve diferentes sabores, como la clásica humita.

Esta última se puede identificar porque mantiene siempre una forma de media luna, pero es igual de versátil que la clásica española con forma rectangular.

EL ORIGEN DE LA EMPANADA

¿De dónde viene la empanada? Es una pregunta recurrente y motivo de discusión, sin embargo su introducción en la península ibérica data de al menos el siglo XII, cuando fue representada en el Pórtico de la Gloria.

Popularmente se cree que la empanada gallega nació para envolver entre dos masas productos perecederos y que estos durarán más en el tiempo.

Por otro lado, la empanada argentina tiene su origen “a principios del siglo XIX y era un producto de venta ambulante”, explica uno de los fundadores de Tita de Buenos Aires, Marcelo Settimo.

Con el paso del tiempo se ha incorporado a la "gastronomía criolla argentina como un relleno dentro de una masa que era fácil de transportar para llevar al trabajo”, añade.

LOS SABORES ARGENTINOS EN ESPAÑA

Y en lo que a sabores se refiere, la empanada argentina aglutina entre su masa los sabores más clásicos del Cono Sur; como la de humita de los restaurantes Malvón, de maíz, cebolla, pimiento rojo, queso gouda y bechamel, pero también hacen una más que resulta más familiar al público español, la de sabor gallego.

"El éxito de las empanadas se debe a que es un finger food que se puede consumir en cualquier lugar con muchas opciones de sabores”, explica a Efeagro el cofundador de Malvón, Alejandro Polo.

Malvón es una de las enseñas "líder de este sector, con un total de 65 locales, y que ha conseguido situarse por detrás de la cadena de hamburguesas Burger King en número de aperturas durante 2021", según el último estudio realizado por la publicación especializada Alimarket.

Otra enseña de este sector es Tita de Buenos Aires que nació en Argentina y se trasladó a Madrid hace un año, para ofrecer diversos sabores auténticamente argentinos en unas empanadas "perfectamente imperfectas, ya que no hay dos iguales" detalla uno de los fundadores, Marcelo Settimo.

La empanada, ya sea gallega o argentina, encandila a todo aquel que la prueba y se adapta al gusto del consumidor por su versatilidad. Su masa puede esconder todos los sabores imaginables y se puede degustar en un plato sobre mantel de hilo en un restaurante, en la calle, en el trabajo o en cualquier otro lugar. 

Empanada, el “finger food” de los mil sabores
Comentarios