lunes 25/10/21

A Coruña plantea la nulidad de actuaciones sobre el edificio Conde de Fenosa

El teniente de alcalde de Medio Ambiente, Territorio e Infraestructuras, Martín Fernández Prado, ha informado hoy de los acuerdos adoptados en la Junta de Gobierno local, que ha tomado conocimiento de la sentencia dictada por el Tribunal Supremo en el recurso de casación que se interpuso en el asunto del edificio Conde de Fenosa.

El teniente de alcalde de Medio Ambiente, Territorio e Infraestructuras, Martín Fernández Prado, ha informado hoy de los acuerdos adoptados en la Junta de Gobierno local, que ha tomado conocimiento de la sentencia dictada por el Tribunal Supremo en el recurso de casación que se interpuso en el asunto del edificio Conde de Fenosa. Ante este fallo judicial, Fernández Prado ha explicado que el Ayuntamiento, de acuerdo a los informes elaborados por la Asesoría Jurídica Municipal, ha planteado un incidente de nulidad de actuaciones contra la sentencia de la Sección Quinta del Supremo.

 

En este incidente de nulidad se solicita la suspensión de la ejecución de la sentencia mientras no se resuelve, al tiempo que se pide que la resolución final sea acordada por el pleno de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo dada la trascendencia del asunto y por exceder el análisis de la cuestión del ámbito de una sección, informa el consistorio. El incidente de nulidad, que es excepcional y solo puede plantearse por vulneración de derechos fundamentales, se basa en este caso en la vulneración del derecho fundamental a la tutela judicial efectiva.

 

Fernández Prado ha recordado que el Tribunal Superior de Justicia de Galicia (TSXG) aceptó en sus últimos fallos las tesis del Ayuntamiento de la imposibilidad material de ejecutar la sentencia que ordenaba la demolición del inmueble. El pasado julio, el Tribunal Supremo tumbó una sentencia del TSXG de 2013 al dictaminar que "no concurre causa de imposibilidad material de ejecutar la demolición", después de que el alto tribunal gallego diera la razón al Ayuntamiento de A Coruña y declarara "inejecutable" el derribo del edificio por dicha causa.

 

El conflicto para legalizar el citado edificio coruñés, uno de los más grandes del centro de la ciudad, se inició hace casi catorce años, cuando el consistorio, encabezado entonces por el socialista Francisco Vázquez, concedió a la inmobiliaria Fadesa una licencia que permitía una rehabilitación integral y el cambio de uso de oficinas a viviendas. La decisión, sin embargo, contravenía el plan de urbanismo vigente, que solo permitía obras de mantenimiento en la antigua sede de la empresa Fenosa en A Coruña.

Comentarios