domingo. 03.03.2024
La portavoz nacional del BNG, Ana Pontón, ha anunciado este viernes que su formación llevará al Parlamento de Galicia una propuesta para que la Xunta ponga en marcha un fondo de rescate hipotecario que beneficie a rentas medias y bajas y para que negocie con la banca para que lo sufrague en un 75 por ciento.

Pontón ha calificado de “mazazo” y de “abuso total” la nueva subida de tipos de interés del Banco Central Europeo para las familias hipotecadas, la cuales quedan en una “situación crítica”.

“No podemos permitir que esta crisis vuelva a saldarse con un empobrecimiento de la mayoría social, es injusto”, ha dicho Pontón, según la cual la política de tipos del BCE es, además, ineficaz, ya que no está consiguiendo domeñar la inflación.

Pontón ha echado cuentas y ha subrayado que una familia con una hipoteca de 100.000 euros va a tener que pagar unos 233 euros más cada mes, lo que supone 2.700 al año; y una con una hipoteca de 150.000 euros pagará al año 4.100 euros de incremento.

La líder de los nacionalistas gallegos ha señalado que son 175.000 las familias gallegas que se verán afectadas por este incremento de tipos al tiempo que “están soportando el incremento del coste de la vida” y con “el agravante de que en Galicia tenemos salarios por debajo de la media y las pensiones más bajas del Estado”.

Pontón también ha recordado que la banca todavía no ha devuelto a los españoles el dinero público de su rescate pese a que el año pasado obtuvo beneficios récord “a base de exprimir como limones a la gente de este país”.

Para el BNG, “los gobiernos tienen responsabilidad de incidir para que esta crisis no la vuelvan a pagar los de siempre” y ha señalado al gobierno autonómico de Alfonso Rueda.

“No podemos consentir un Gobierno de la Xunta que está arrastrando los pies en esta crisis, al que no le importan los problemas que le quitan el sueño a la mayoría de la ciudadanía”, ha dicho antes de exponer su propuesta de que se ponga en marcha un fondo de rescate hipotecario sufragado en sus tres cuartas partes por lo bancos. 

El BNG propone un fondo de rescate hipotecario sufragado al 75% por la banca