domingo 18/4/21

El personal de Navantia Ferrol pide en la calle que se les "aclare" su futuro

Un millar de trabajadores del astillero ferrolano de Navantia dejaron esta mañana las dependencias de la factoría bajo una intensa lluvia para protestar ante la puerta del Arsenal Militar de Ferrol, dependencias del Ministerio de Defensa en la ciudad naval, y pedir que se les "aclare" su futuro.

Un millar de trabajadores del astillero ferrolano de Navantia dejaron esta mañana las dependencias de la factoría bajo una intensa lluvia para protestar ante la puerta del Arsenal Militar de Ferrol, dependencias del Ministerio de Defensa en la ciudad naval, y pedir que se les "aclare" su futuro.

 

Salieron caminando poco después de las 10:30 horas de la mañana por la puerta de Esteiro, recorrieron la calle de la Iglesia, con la estampa de una marea de paraguas y chubasqueros de faena, y desembocaron frente a la Praza Vella, en el barrio portuario. Ignacio Naveiras, de CCOO y presidente del Comité ferrolano, tomó la palabra para explicar que esta protesta ante las dependencias del Ministerio de Defensa tiene el propósito de pedir al Gobierno que "aclare" cuál será el papel de los militares en la gestión del grupo naval.

 

Naveiras ha aludido al traspaso de las competencias industriales de Navantia, una empresa pública enfocada a la construcción naval militar, que han pasado de Hacienda a Defensa por acuerdo del Consejo de Ministros a finales de julio. Ante el recinto militar desplegaron una pancarta para reclamar carga de trabajo para los dos astilleros públicos de Navantia en la ría, de la que dependen directa o indirectamente unos 17.000 empleos en la comarca, subrayan.

 

La plantilla ferrolana no renuncia al dique flotante para ampliar el área de reparaciones pese a que la Comisión europea rechazaría su construcción con ayudas públicas. Además de la construcción del flotel para Pemex, ya en curso, el Comité urge a que se firme la orden de ejecución del BAM (Buque de Acción Marítima) anunciado en mayo y presupuestado para el 2015. Con respecto al flotel, desde el Comité ferrolano expusieron hoy que de acuerdo a sus cálculos, son unas 180 las personas que trabajan directamente en su construcción, sumando la plantilla propia (45) y la auxiliar a través de dos firmas: Maessa y Ainair.

 

En la factoría de Ferrol, indicaron hoy los sindicatos, se han cortado 14 de los 86 bloques de acero que ensambla el buque hotel (flotel) de Pemex. Otros 8 bloques se cortaron en una acería de Gijón, explican, y la puesta de quilla del barco está programada para el 30 de octubre, de acuerdo a la información que maneja el Comité, que ha insistido hoy en cuestionar el trasvase de una parte de la carga de trabajo desde Ferrol a San Fernando, que se ocupará de construir 8 de los bloques. Entienden que se trata de un "guiño político" del PP a los astilleros del sur. La protesta de esta mañana es la segunda del personal gallego de Navantia esta semana.

 

La primera fue este martes y de carácter interno, dentro de los muros del astillero, con una concentración ante la división de Turbinas para denunciar el "abandono" de esta sección del negocio, denunció el presidente del Comité, Ignacio Naveiras. La de esta mañana es una de las dos movilizaciones externas que ha programado el Comité, con el visto bueno de la plantilla para el mes de octubre. La próxima protesta callejera será el 23 de octubre. Hay otras dos previstas, dentro del recinto de Navantia, los días 14 y 21.

Comentarios