sábado. 22.06.2024

La conselleira de Facenda, Elena Muñoz, ha lanzado hoy un mensaje de ánimo al sector financiero en el sentido de convertir los retos en oportunidades para ser "la chispa que prenda el fuego" y logre que toda la sociedad perciba la recuperación, "que es un hecho en cuanto a datos macroeconómicos". En la clausura de la jornada 'El sector financiero en Galicia: transformación y retos' organizada por la Asociación para el Progreso de la Dirección (APD) en Compostela, la representante autonómica ha remarcado que la consolidación económica dependerá de cómo el sector afronte los nuevos retos.

 

Así, ha incidido durante su intervención en la necesidad de un sector financiero "eficiente, solvente y ágil" que sirva "de palanca y ayuda" para la recuperación a través de la apuesta por el empleo y la consolidación del crecimiento, optimizando recursos y rendimientos. En el caso de Galicia, la titular de Facenda ha subrayado que la Comunidad gallega, durante 2009 y 2013 -"los cinco años más duros de la historia reciente", ha detallado-, fue capaz de continuar con la convergencia de la balanza con España, y todo ello en un período de crisis, conteniendo y mejorando la recesión.

 

Así, ha afirmado que las aportaciones del sector exterior y la menor caída del consumo de las Administraciones públicas -un punto respecto a los seis del conjunto del Estado-, han hecho posible la mejora del saldo comercial, finalizando el ejercicio de 2013 con "un récord" de cuatro mil millones de euros en volumen de exportaciones. Muñoz ha subrayado que estos datos han convertido a Galicia en la tercera Comunidad que más exporta, con ventas que suponen un tercio del Producto Interior Bruto (PIB), once puntos más que la media del resto de autonomías.

 

No obstante, ha señalado que las caídas que se han producido en Alemania y en Italia, así como el estancamiento de Francia, provocan un estancamiento generalizado de la zona euro que "aconseja prudencia".

 

La titular de este departamento ha recordado que para el año 2015, la Xunta prevé una tasa de crecimiento del dos por ciento, dos décimas más que la estimación del mes de agosto, debido a una mayor recuperación del consumo interno por la reforma fiscal llevada a cabo desde el Gobierno de España y por una mejora de las exportaciones que continuarán una "tendencia en positivo", con un crecimiento de más de tres décimas sobre lo previsto. En este sentido, ha avanzado que, por primera vez desde el inicio de la crisis, la balanza será positiva con 327 millones de euros, un hecho que, a su juicio, contribuirá a la recuperación económica.

 

Sobre los últimos datos de la EPA publicados hoy, la conselleira ha señalado que consolidan, por tercer trimestre consecutivo, la recuperación del mercado laboral gallego con una creación de empleo neto de 25.800 personas, el mejor trimestre desde el año 2007, así como un descenso de parados de 26.000 personas, lo que supone un nueve por ciento menos.

 

En cuanto a la evolución interanual, Muñoz ha indicado que "hay más gallegos trabajando que hace un año" y que eso no sucedía desde el año 2008, por lo que estos datos positivos ayudan a "seguir trabajando" y a intensificar el ritmo porque "no está finalizado". A este propósito, ha anunciado que la Xunta, para el año que viene, "redoblará los esfuerzos" para que se pueda reducir la tasa de paro hasta el 20,1 por ciento y "refrendar" el camino y las bases que ayudaron a soportar mejor esta recesión.

 

En esta línea, Muñoz sigue apostando por la reducción del déficit y una bajada del 30 por ciento de la dependencia de la deuda para mantener, como hasta ahora, la independencia financiera de la Comunidad. "Galicia no ha utilizado ni un solo euro de los 84.000 millones de euros que puso el Gobierno de España en favor de las autonomías", ha abundado.

 

Este evento ha dado a conocer los desafíos internos y externos del sector con expertos como el director general de política Financiera y Tesoro, Manuel Galdo; el presidente del Banco Pastor, José María Arias, el director de la banca comercial del Banco Santander, Víctor Menéndez, el director general del Banco Sabadell Gallego, Pablo Junceda o el director de banca minorista de Abanca, Gabriel González.

La Xunta anima al sector financiero a ser la "chispa" de la recuperación