jueves. 06.10.2022

Acuerdo entre la dirección y la plantilla de Hormigones Taboadela con el ERE

Los trabajadores de Homigones Taboadela han llegado a un acuerdo con la empresa orensana, que posee varias plantas en Galicia, tras la quinta mesa de negociación sobre el expediente de regulación de empleo (ERE) para la extinción de 47 puestos de trabajo, el 80 por ciento de los que tiene la compañía. 

Los trabajadores de Homigones Taboadela han llegado a un acuerdo con la empresa orensana, que posee varias plantas en Galicia, tras la quinta mesa de negociación sobre el expediente de regulación de empleo (ERE) para la extinción de 47 puestos de trabajo, el 80 por ciento de los que tiene la compañía.

 

El responsable de la ejecutiva nacional de la federación de Madera de la CIG, Xaquín Agulla, ha explicado a Efe que, una vez concluidas las negociaciones ayer por la tarde, el pacto alcanzado es el mejor acuerdo "dentro de lo malo", y lo ha valorado principalmente en lo que respecta a la parte "social".

 

La empresa, según fuentes de los trabajadores, cuenta con dos plantas en la provincia de A Coruña, con 12 trabajadores; otras dos en Pontevedra con otros 16, y dos en Ourense, en Xinzo de Limia y la central en Taboadela. Tras las últimas negociaciones, la empresa ha aceptado efectuar el expediente "pero con criterios objetivos, no como quería la empresa, que era hacer su selección de trabajadores". Para ello, se creará una comisión de seguimiento a fin de "garantizar que se cumplen dichos criterios" y este órgano estará constituido por las mismas personas que participaron en las negociaciones.

 

El día 1 de agosto se constituyó la mesa de negociación con cuatro representantes de los trabajadores y de los sindicatos CIG y CC.OO, otro independiente, dos asesores, el administrador concursal y el titular de la empresa Jesús Félix Seara. El juzgado de lo Mercantil de Ourense dictó el pasado 4 de julio de 2014 el auto por el que se declaró en concurso voluntario a la entidad Hormigones Taboadela, S.L.

 

La empresa planteó un ERE que afecta al 80% por ciento de la plantilla de los 57 trabajadores de las plantas de Taboadela y Xinzo de Limia, según ha informado el miembro de la ejecutiva nacional de la federación de Madera de la CIG, Xaquín Agulla. En lo que respecta a la parte económica, dado que se les adeudan a los trabajadores varias mensualidades, este portavoz sindical ha manifestado que se garantizó el pago de parte de los salarios "devengados desde la declaración del concurso". De esta forma, los trabajadores recibirán parte de lo que se les adeuda "bien en el concurso o en el Fondo de Garantía Salarial (Fogasa)".

 

Además, la empresa ha garantizado que pagará de "forma inmediata" la parte correspondiente que comprende del 14 de junio hasta el 15 de julio. "Desde esa fecha hasta lo correspondiente a agosto se pagará en tres plazos, el 31 de octubre, 30 noviembre y 30 de diciembre". Las deudas anteriores al concurso, Agulla ha manifestado que "habrá que esperar a ver si la empresa lo asume en un tiempo razonable o si hay que ir al Fondo de Garantía", ha concluido. Entre lo que se les adeuda, están dos pagas extra y los salarios desde el pasado mes de mayo.

 

Acuerdo entre la dirección y la plantilla de Hormigones Taboadela con el ERE
Comentarios