martes 18/1/22

El presidente del Ejecutivo gallego, Alberto Núñez Feijóo, aseveró hoy que la Xunta seguirá defendiendo el derecho de los gallegos a las herencias en vida. “Es una competencia exclusiva de Galicia, un derecho civil propio y un impuesto cedido a la Comunidad”, remarcó, pidiendo nuevamente al Gobierno central que dé “marcha atrás”, con una rectificación total ante un proyecto de ley que establece una presunción de fraude sobre los herederos.

Durante la clausura de la XXI Asamblea general de socios de la Asociación Gallega de la Empresa Familiar (AGEF), Feijóo afirmó que “no estamos de acuerdo, no lo vamos a aceptar y, si fuera necesario, acudiremos al Tribunal Constitucional”, sentenció, recordando que desde 2016, más de 160.000 familias gallegas se beneficiaron de los pactos sucesorios sin tener que pagar ni un solo euro por recibir bienes de un familiar directo.

A lo largo de su intervención, el presidente de la Xunta incidió en que las empresas familiares no solo generan riqueza sino que generan una cohesión de la sociedad, apostando por el mantenimiento del empleo, como se puso de manifiesto durante la pandemia, preservando el 93% de los puestos de trabajo.

Al respecto, recordó que Galicia es la tercera comunidad con un mayor número de empresas familiares: el 92% del sector privado gallego son empresas de este tipo, representando más del 86% del empleo privado y el 95% de las empresas son pymes o microempresas.

De este modo, reiteró que los gobiernos no pueden poner dificultades y obstáculos al emprendimiento, sino que deben apoyarlo y facilitarlo. Y, con este objetivo, recordó que el Ejecutivo gallego sigue gestionando de modo responsable y manteniendo una ratio de deuda entre las más bajas de España; además de apoyar al tejido productivo, pagando en tiempo y forma a los 14.800 proveedores de la Administración autonómica -en 13,5 días de media, la mitad del tiempo que el conjunto de las comunidades-.

“Y apostamos también por la inversión”, dijo, precisando que Galicia es la autonomía con mayor peso de las inversiones sobre el total de gasto no financiero, con el 13,7% , "casi el doble que la media, que se sitúa en el 7,2%”.

En este compromiso por generar un marco de confianza y estabilidad al tejido empresarial, el presidente de la Xunta se refirió también a la Ley de reactivación económica que propone un cambio en la cultura administrativa, configurando una administración más moderna, que combine la capacidad para ofrecer una respuesta ágil y eficiente, que facilite la iniciativa empresarial con las máximas garantías jurídicas.

El presidente de la Xunta concluyó agradeciendo el trabajo de la Asociación Gallega de la Empresa Familiar, cuyo presidente formó parte del comité de expertos económicos que asesoró a la Xunta desde el inicio de la pandemia. Además de incidir en el papel fundamental que las empresas familiares desarrollarán en la recuperación económica.

Feijóo afirma que la Xunta seguirá defendiendo el derecho de los gallegos a las...
Comentarios