domingo 28/11/21
Operación Zeta

Feijóo insiste en que la Xunta denunció las irregularidades en los cursos formación

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha insistido hoy en que fue el Gobierno gallego el que tras una inspección llevó a la Fiscalía las presuntas irregularidades descubiertas en cursos de formación destapadas en la Operación Zeta. 

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, ha insistido hoy en que fue el Gobierno gallego el que tras una inspección llevó a la Fiscalía las presuntas irregularidades descubiertas en cursos de formación y destapadas en la Operación Zeta y ha anunciado que se presentará como parte en la causa.

 

La Policía Nacional detuvo el pasado 15 de octubre en Galicia a siete personas por la supuesta comisión de delitos contra la Hacienda y contra la Administración tras recibir más de veinte millones de euros en subvenciones y adjudicaciones públicas destinadas especialmente a actividades formativas que nunca llegaron a celebrarse.

 

Durante la sesión de control en el Parlamento gallego, en respuesta a preguntas del PSdeG y del BNG, y a alusiones de AGE, Núñez Feijóo ha asegurado que fue su gobierno el que inspeccionó estas empresas y el que llevó a la Fiscalía las presuntas irregularidades descubiertas en una actuación que ha calificado como "impecable". Ha señalado también que el gobierno formado por PSdeG y BNG concedió a las empresas investigadas "un 30 por ciento más" de ayudas que el suyo y que nunca las investigó.

 

Tanto José Luis Méndez Romeu (PSdeG) como Francisco Jorquera (BNG) le han reprochado que en el sumario de la Operación Zeta aparezca como presunto conseguidor en la trama un empresario amigo personal suyo y le han preguntado si no se siente obligado a dar explicaciones.

 

Jorquera, que ha rechazado que las investigaciones las iniciara la Xunta, ya que meses antes se puso en marcha una operación judicial por la denuncia de dos trabajadoras, ha ido un paso más allá a la hora de pedir responsabilidades y ha asegurado que en este caso debe haber dimisiones y, "teniendo en cuenta las revelaciones", la primera debería ser la de Núñez Feijóo, ha apuntado. En uno de los SMS que constan en el sumario, según ha reproducido Jorquera, el presunto conseguidor le dice a Gerardo Crespo, el principal implicado en la trama, que le ha cerrado una reunión con Ana Pastor en la sede del PP en Madrid y le dice que Feijóo "será clave".

 

El titular de la Xunta ha asegurado que el Gobierno gallego actuará "afecte a quien afecte" y que efectivamente él tendrá un papel "clave", porque enviará a todos los implicados al fiscal, ha asegurado. "La Xunta entiende que las empresas usaron presuntamente los fondos de forma irregular durante muchos años y por eso denuncia y se personará en el juicio para defender el dinero de los gallegos", ha manifestado. Núñez Feijóo ha recalcado que las ayudas concedidas por el gobierno formado por PSdeG y BNG a estas empresas fueron un 30 % superiores a las concedidas por el PP desde 2009 y no hubo inspecciones.

 

"No tengo dudas sobre la actuación del bipartito, entiendo que fue correcta, pero si quiere hablar del sumario tenga un poco de ética y honestidad. Las empresas recibieron más con el bipartito y si ustedes actuaran en la anterior legislatura se habría frenado, pero no fue así", ha reprochado a Jorquera. Méndez Romeu ha asegurado que los medios de comunicación ofrecen "una imagen desoladora de las instituciones y de la vida pública, con el máximo desprestigio de la política y la incapacidad de los partidos para corregir la situación".

 

En su intervención ha llegado a decir que la situación es "similar a una epidemia" y ha pedido que no haya "paños calientes, sino medidas de choque", algo que ha cuestionado que quiera hacer el PP, ya que Mariano Rajoy pide "perdón farisaico" y Núñez Feijóo "propone tiritas". Además, ha señalado, como posteriormente Jorquera, que la investigación de la operación Zeta se inicia por la denuncia de dos trabajadoras de las empresas implicadas en septiembre de 2011, no por una inspección de la Administración, que es posterior, ya en 2012. Núñez Feijóo ha indicado, en respuesta al portavoz del BNG, que la documentación que solicitó la Policía fue "sobre otras empresas" y "tres meses después", algo que Jorquera ha insistido en rebatir.

 

El portavoz nacionalista, además, ha reprochado al presidente gallego que dijera que tras la denuncia de la propia Xunta se cortaron todas las ayudas a estas empresas, ya que en 2013 siguieron recibiendo subvenciones. Núñez Feijóo ha apelado a "abrir las ventanas" para limpiar "cierto aire a podrido" en determinadas instituciones y ha cuestionado qué quería decir Gerardo Crespo en un correo electrónico al conselleiro de Trabajo socialista en funciones en 2009 cuando le escribe: "Me siento huérfano".

Feijóo insiste en que la Xunta denunció las irregularidades en los cursos formación
Comentarios