martes 3/8/21

Galicia y norte de Portugal compartirán préstamo de bicicletas eléctricas

Este sistema de gestión compartida de bicicletas eléctricas se centrará inicialmente en seis núcleos urbanos de las tres eurociudades del río Miño y estará ligado a la red transfronteriza de rutas, senderos y ecopistas que recorren ambas orillas del río.

bicicleta

Varias localidades de Galicia y del norte de Portugal estrenarán un servicio compartido para el préstamo de bicicletas eléctricas que permitirá a los usuarios cruzar libremente la frontera hispano-lusa en esa eurorregión. Este sistema de gestión compartida de bicicletas eléctricas se centrará inicialmente en seis núcleos urbanos de las tres eurociudades del río Miño y estará ligado a la red transfronteriza de rutas, senderos y ecopistas que recorren ambas orillas del río.

 

Las bicicletas se podrán utilizar en una primera fase en los municipios pontevedreses de Tomiño, Tui y Salvaterra y en las localidades portuguesas de Vilanova de Cerveira, Valença y Monçao. "Será un servicio muy atractivo tanto para los ciudadanos de Galicia y Portugal como para los miles de visitantes que recorren estas sendas fluviales", ha destacado el diputado Uxío Benítez, responsable del área de Cooperación Transfronteriza en la Diputación de Pontevedra. La presidenta provincial, Carmela Silva, ha celebrado la "creatividad" de esta propuesta que aspira a convertir el territorio en una zona transfronteriza en el ámbito económica e implantar un "modelo innovador" de transporte de sostenibilidad medioambiental.

 

Inicialmente se pondrán en alquiler 42 bicicletas repartidas en grupos de siete para cada 'eurociudad', todas ellas con dispositivos de localización por satélite y con equipos preparados para desbloquearlas previo registro con una aplicación para dispositivos móviles. Este proyecto comenzará en la primavera de 2021 y sus responsables confían en que la iniciativa se amplíe tanto en número de bicicletas como de municipios involucrados. Las bicicletas no dispondrán de lugares precisos para anclarlas sino que habrá espacios públicos reservados para su estacionamiento aunque se podrán coger y dejar en lugares diferentes.

Comentarios