domingo 9/5/21
Cataluña

No hay pruebas de que un policía fuera herido en Barcelona por "fuego amigo"

Ninguna prueba avala los mensajes de usuarios que afirman en las redes, con distintos argumentos, que el policía nacional ingresado grave en un hospital de Barcelona como consecuencia de un impacto en la cabeza resultó herido, en realidad, por el disparo accidental de otro agente.

Ninguna prueba avala los mensajes de usuarios que afirman en las redes, con distintos argumentos, que el policía nacional ingresado grave en un hospital de Barcelona como consecuencia de un impacto en la cabeza resultó herido, en realidad, por el disparo accidental de otro agente. Barcelona vivió hace una semana la jornada de mayor tensión desde que comenzaron las protestas por la sentencia del "procés".

 

Esa noche del viernes 18, un agente antidisturbios recibió un impacto en la cabeza que le dejó inconsciente. Desde el principio, la Policía Nacional ha asegurado que la causa fue un objeto pesado lanzado contra él por participantes en los altercados, pero en los últimos días otra teoría se ha viralizado: fue víctima del "fuego amigo".

 

Decenas de publicaciones en las redes, acompañadas de vídeos que recogen el momento en que el policía vigués Iván Álvarez es atendido por sus compañeros, intentan demostrar que, en realidad, al agente le hirió una pelota de goma disparada de forma involuntaria por otro policía situado tras él. Según distintos usuarios y plataformas digitales, este hecho no se habría conocido antes porque los medios de comunicación han recibido "coacciones" para que no difundieran estas imágenes, que supuestamente contradicen la versión de los hechos ofrecida por la Policía Nacional.

Comentarios