martes 30/11/21
Crimen Xermade

Fiscalía pide que el imputado por el doble crimen de Xermade siga en prisión

La Fiscalía y la acusación particular solicitaron hoy a la Audiencia Provincial de Lugo que el único imputado por el doble crimen de Xermade, Brais Lozano Osa, permanezca en situación de prisión preventiva hasta que se celebre el juicio, mientras que la defensa pidió, cuando se cumplen dos años de su detención, que salga en libertad hasta la vista oral.

La Fiscalía y la acusación particular solicitaron hoy a la Audiencia Provincial de Lugo que el único imputado por el doble crimen de Xermade, Brais Lozano Osa, permanezca en situación de prisión preventiva hasta que se celebre el juicio, mientras que la defensa pidió, cuando se cumplen dos años de su detención, que salga en libertad hasta la vista oral.

Defensa y acusación expresaron sus posturas en el transcurso de una vista oral para revisar la situación de prisión provisional de Brais Lozano Osa, único imputado por el doble crimen de Xermade, después de que el otro detenido, Juan José Calaza, conocido como 'El Pibe', falleciese en el centro penitenciario en el que se encontraba recluido.

La vistilla para revisar la situación de prisión preventiva de Brais Lozano Osa tuvo lugar porque este mes se cumplen dos años de su detención por su supuesta participación en el suceso de la casa de Burgás. La defensa argumentó para pedir la excarcelación de Lozano Osa hasta la celebración del juicio la situación de "arraigo" familiar que se da en su caso, así como que no existe "riesgo de fuga", una visión que no comparten ni la acusación particular ni la Fiscalía, según informó a EFE el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG).

La Audiencia Provincial dictará un auto antes de que finalice el presente mes para determinar si el acusado continúa en prisión o no hasta la celebración del juicio. Además, dado que en esa vista se reunieron las partes personadas en la causa, el tribunal aprovechó para hablar con la defensa sobre el nuevo escenario que se plantea en el proceso judicial tras el fallecimiento de Juan José Calaza.

De momento, no ha sido señalada la fecha en la que se celebrará el juicio, que será con tribunal popular. La audiencia preliminar para cerrar la fase de instrucción, en la que ninguna de las partes solicitó la práctica de nuevas pruebas, se celebró el pasado 11 de febrero en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 2 de Vilalba y, posteriormente, la causa fue elevada a la Audiencia.

El fiscal pedía para ambos acusados, Juan José Calaza y Brais Lozano, veinticinco años de cárcel por cada uno de los asesinatos, de Víctor Hermida Purriños -de 75 años- y de su hijo Eulogio -de 51-, y otros 19 por el intento de asesinato de la esposa y madre de ambos fallecidos, Domitila Rodríguez Souto -de 78 años-, que resultó herida de gravedad. El ministerio público también solicitaba otros cinco años de cárcel para cada uno de los acusados por un delito de robo con violencia en la casa de Burgás (Xermade) en la que fue perpetrado el doble crimen, por lo que la petición de pena asciende a 74 años.

Con la muerte de Juan José Calaza se extingue "la responsabilidad penal", por lo que ahora tendrá que responder por esos hechos Brais Lozano, que permanece en prisión preventiva desde que fue detenido. Su abogado, Víctor Espinosa, confirmó que en el juicio intentará probar que Brais Lozano sólo actuó como "cómplice" del fallecido.

Fiscalía pide que el imputado por el doble crimen de Xermade siga en prisión
Comentarios