lunes. 17.06.2024

Una patrulla de especialistas en la inspección de Transportes, que pertenece al Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Lugo, detectó un mecanismo habilitado en un camión con matrícula de Lituania para alterar los registros del tacógrafo y falsear de ese modo los obligatorios períodos de descanso del conductor.

 

Los hechos sucedieron el pasado 13 de septiembre a las 09:10 horas, a la altura del kilómetro 593 de la Autovía del Cantábrico (A-8), a su paso por la provincia de Lugo, en el transcurso de un control de inspección de transportes instalado por la Guardia Civil.

 

Al verificar la documentación del camión, los agentes comprobaron la existencia de un interruptor escondido en el cuadro de mandos del vehículo, lo cual levantó sus sospechas. Tras comprobar su funcionamiento, verificaron que el interruptor permitía alterar los registros del tacógrafo y, consecuentemente falsear los períodos de descanso del conductor, que realizaba un transporte entre Suecia y Padrón (A Coruña).

 

El conductor tuvo que abonar en el acto una multa de 2.800 euros, además de afrontar la factura del taller que se ocupó de desmontar el dispositivo, cuyo uso es considerado una infracción muy grave de la Ley de Transportes.E

Interceptan un camión con el tacógrafo trucado para alterar horas de descanso