domingo 19/9/21

La Policía Local tramita 24 denuncias en el control del botellón en Lugo

Agentes de la Policía Local de Lugo tramitaron durante el fin de semana 24 denuncias en el control del botellón en la ciudad, después de que el pasado viernes gran parte del casco histórico apareciese lleno de desperdicios -el servicio de limpieza retiró cientos de kilos de basura- como consecuencia de los botellones que se celebraron durante la noche del jueves.

policia local 2

Agentes de la Policía Local de Lugo tramitaron durante el fin de semana 24 denuncias en el control del botellón en la ciudad, después de que el pasado viernes gran parte del casco histórico apareciese lleno de desperdicios -el servicio de limpieza retiró cientos de kilos de basura- como consecuencia de los botellones que se celebraron durante la noche del jueves.

Agentes de la Unidad Territorial de Policía de Barrio desplegaron durante el fin de semana un dispositivo especial de vigilancia para garantizar el cumplimiento de las medidas decretadas por las autoridades sanitarias para frenar los contagios de coronavirus.

En el transcurso de ese operativo, levantaron 13 actas por infracciones de la Ley de Salud de Galicia, la mayoría por participar en reuniones de no convivientes entre las 03:00 y las 06:00 horas, así como por no hacer uso de la mascarilla.

Asimismo, cursaron otras seis denuncias por infracciones de la Ley Orgánica de Protección de la Seguridad Ciudadana, concretamente por faltarles al respeto a los agentes en el ejercicio de sus funciones, con propuestas de sanción de hasta 600 euros.

También fueron denunciados cinco jóvenes por orinar en la vía pública y contra la catedral, un templo del siglo XII declarado Patrimonio de la Humanidad.

Por otra parte, el día 11 de diciembre fue detenido un joven que fracturó de un golpe la luna trasera de un vehículo en la Praza de Avilés, a las 22:20 horas, y posteriormente fue dando golpes a otros vehículos estacionados en la zona.

Asimismo, agentes de la Policía Local de Lugo denunciaron al propietario de un local de hostelería de la ciudad que tenía en su interior a varios clientes consumiendo pasadas las cuatro de la madrugada, cuando el establecimiento debería haber cerrado a las 01:00 horas, de acuerdo con el mandato de las autoridades sanitarias.

Según ha informado la Policía Local, los hechos sucedieron el pasado sábado -11 de septiembre-, a las 04:20 horas, cuando una patrulla del Grupo Operativo Nocturno observó que un local que tendría que haber cerrado a las 01:00 horas, seguía abierto.

Comentarios