jueves. 20.06.2024

 La Guardia Civil ha imputado como investigado por un delito contra la seguridad del tráfico al conductor de un camión de cuarenta toneladas, que circulaba cargado de madera, tras dar una tasa positiva de alcohol cinco veces superior a la permitida al ser interceptado en un control de carretera en el municipio de Vilalba.

Según la información facilitada por la Guardia Civil, los hechos sucedieron este miércoles -día 25 de enero-, a las 19:45 horas, en el kilómetro 15.500 de la carretera LU-541, en el término municipal de Vilalba (Lugo).

Al ser sometido al control de alcoholemia, el conductor del camión, un vecino de Vilalba de 57 años de edad, dio una tasa cinco veces superior a la permitida para los profesionales, fijada en 0,15 miligramos de alcohol por litro de aire espirado.

Por ello, fue imputado como investigado por un supuesto delito contra la seguridad vial y citado para un juicio rápido en el Juzgado de Instrucción de Vilalba, en funciones de guardia.

El vehículo quedó inmovilizado hasta que se hizo cargo del mismo otro conductor designado por la empresa.

Quintuplica la tasa de alcohol el conductor de un camión cargado de madera