sábado 17/4/21

La Fiscalía investiga si el alcalde de Ourense retiró los bolardos de forma legal

El PSOE de Ourense ha pedido explicaciones después de que la Fiscalía de Ourense haya abierto una investigación para determinar si el proceso para la retirada de bolardos del caso histórico ha cumplido la legalidad, lo que ha suscitado las críticas del alcalde, Gonzalo Pérez Jácome, quien ha calificado esta denuncia “anónima” de “surrealista”.

El PSOE de Ourense ha pedido explicaciones después de que la Fiscalía de Ourense haya abierto una investigación para determinar si el proceso para la retirada de bolardos del caso histórico ha cumplido la legalidad, lo que ha suscitado las críticas del alcalde, Gonzalo Pérez Jácome, quien ha calificado esta denuncia “anónima” de “surrealista”. Cuando está a punto de cumplirse un año desde que Pérez Jácome ordenó la desactivación de los bolardos, la viceportavoz del PSOE en el consistorio, Natalia González, ha comparecido en rueda de prensa para informar de la apertura de la investigación un año después de “la performance” realizada por el alcalde en la que ordenó la retirada de estos dispostivos.

 

Para la socialista, esta investigación evidencia lo que “ya conocíamos”, en alusión a que fue una decisión “totalmente arbitraria” puesto que “no contaba con expediente o informes que avalasen” su desactivación. En este sentido, ha avanzado que el partido va a pedir “explicaciones públicas” y total transparencia tras acusar a Pérez Jácome de actuar como si el ayuntamiento fuese “un negocio” particular en el que “puede hacer y deshacer” sin que haya buscado una alternativa como puede ser el “control de acceso de cámaras” u otra alternativa.

 

El portavoz socialista, Rafael Rodríguez Villarino, ha avanzado que su partido va a pedir “toda la información disponible” sobre el procedimiento y que se depuren posibles responsabilidades. El partido, quien ha pedido la dimisión de Jácome, ha confiado en que la justicia actúe “lo antes posible” tras advertir de que “no puede ser alcalde” una persona que “cree que la ciudad es suya” y que “actúa al margen de la legalidad”. En paralelo, ha emplazado al PP a que reconozca la situación como “corresponsable” de la misma y se ponga a trabajar para “dar un cambio” de rumbo a la ciudad.

 

En un comunicado remitido a los medios, el alcalde orensano ha arremetido contra esta denuncia que ha tildado de “surrealista y sin base alguna” y que inicialmente atribuye a “un policía local u otro funcionario del ayuntamiento". Por un lado, ha cuestionado que la denuncia relaciona las instrucciones de bajar los bolardos con un delito de "malversación de fondos públicos” y otro de prevaricación “por no cumplir a propósito la ordenanza, pese a que no pudo ser nunca a conciencia, principalmente porque tampoco se incumplió ninguna ordenanza”, esgrime. Pérez Jácome, quien ha asegurado que “en breve” se licitará el sistema de cámaras, ha atribuido esta denuncia a un intento de “menoscabar” la labor del gobierno local además de generar “pérdida de tiempo, convencido que “será archivada”.

Comentarios