lunes. 08.08.2022

La Fundación San Rosendo prevé finalizar en 2020 un centro de discapacidad

La Fundación San Rosendo prevé terminar en el horizonte de los próximos seis meses, esto es antes del verano de 2020, dos de los proyectos anunciados el año pasado: el centro especializado para personas con discapacidad en Os Milagros, en Baños de Molgas, y otro de atención a personas mayores en el ayuntamiento de Lobios, ambos en la provincia de Ourense.

La Fundación San Rosendo prevé terminar en el horizonte de los próximos seis meses, esto es antes del verano de 2020, dos de los proyectos anunciados el año pasado: el centro especializado para personas con discapacidad en Os Milagros, en Baños de Molgas, y otro de atención a personas mayores en el ayuntamiento de Lobios, ambos en la provincia de Ourense. Así lo ha anunciado en rueda de prensa parte de la directiva de la fundación, que ha anticipado que la nueva instalación de Os Milagros será "un proyecto único en Galicia", en palabras de su presidente, José Luis Gavela.

 

A este respecto, Gavela ha explicado que la inversión para este proyecto asciende a "2,5 millones de euros" y las instalaciones incluirán "90 plazas en un edificio de 4.300 metros cuadrados con jardines y zona deportiva", que se acondicionarán después de "veinte años cerradas", generando cuarenta nuevos puestos de trabajo.

 

Según ha indicado, éste acogerá a pacientes "con discapacidad gravemente afectados tanto psíquica como físicamente" abrirá sus puertas "en el primer trimestre" del próximo año, ha puntualizado la propia institución. Por otro lado, el máximo responsable de la fundación ha resaltado la puesta en marcha de un segundo centro para mayores, que estará dotado con 80 plazas y supondrá la creación de 30 puestos de trabajo cuando esté en plena ocupación.

 

Será el primero de la Fundación que abastecerá parte de sus necesidades energéticas con renovables procedentes de la geotermia. Además, contará con caldera de Biomasa. En cuanto a futuros proyectos, la Fundación sigue a la espera de poder poner en marcha centros en Verín y A Coruña y ha adquirido un piso que prevé destinar a "vivienda comunitaria", que sirva como recurso intermedio para pacientes con una dependencia moderada.

 

Con este, suman 24 apartamentos tutelados. En la actualidad, la Fundación contará en 2020 con un presupuesto de "53,8 millones de euros", esto es, un 3,7% más que en el ejercicio anterior y la inversión que se prevé ejecutar será de 3,5 millones de euros que irá dirigida a acometer los nuevos proyectos asistenciales y dar respuesta a las necesidades del conjunto de los centros de la Fundación. En la actualidad, la Fundación atiende a más de 3.660 personas, cuya media de edad es de 87 años. El grupo más nutrido va de los 86 a los 99, y 41 residentes superan los cien años. Su ocupación es del más del 99% y el 89% del total se concentra en casi medio centenar de núcleos rurales.

La Fundación San Rosendo prevé finalizar en 2020 un centro de discapacidad
Comentarios