jueves. 06.10.2022

Pontevedra proyecta "revolución verde" con 20 millones para renaturalizar

Tras convertirse en referente internacional por su modelo urbano, Pontevedra quiere dar un paso más y ser inspirador en la 'renaturalización' de la ciudad, convirtiendo los espacios verdes vinculados a sus ríos en lugares de convivencia.

pontevedra-flue

Tras convertirse en referente internacional por su modelo urbano, Pontevedra quiere dar un paso más y ser inspirador en la 'renaturalización' de la ciudad, convirtiendo los espacios verdes vinculados a sus ríos en lugares de convivencia.

Así lo ha explicado el edil de Medio Natural, Iván Puentes, que ha presentado este jueves un programa denominado Pontevedra Flúe.

Es una estrategia que concentra los veinte proyectos que el gobierno municipal tiene en cartera para impulsar una "revolución verde y azul", como la ha definido Puentes, para recuperar espacios naturales degradados en los cauces fluviales de los ríos pontevedreses.

Estos proyectos, que supondrán una inversión de unos 20 millones de euros procedentes de fondos europeos y de fondos propios del Ayuntamiento, tendrán como "eje fundamental" el río Lérez, pero se actuará también sobre el Gafos, el Rons o el regato de Valdecorvos.

Entre las veinte actuaciones que prevé impulsar el ejecutivo pontevedrés, cuatro de ellas comenzarán ya "en próximas semanas", ha asegurado el responsable del área de Medio Natural.

Son el 'destape' del Gafos entre Tablada y la iglesia de Campolongo, la conversión del antiguo puente del ferrocarril sobre el Lérez en un mirador, la restauración ecológica de la Xunqueira de Alba con la retirada de especies invasoras o la construcción de un parque de agua.

El Lérez, como emblema de Pontevedra, aglutinará el grueso de las actuaciones, diseñadas para "romper sus barreras y muros de contención" y recuperar la conexión de los ciudadanos con un río que, según Iván Puentes, "está canalizado" en todo su trazado urbano.

"Los pontevedreses queremos mojar los pies en el río", ha asegurado Puentes, para lo cual se habilitarán "gradas" para que la gente pueda acceder al Lérez y, entre otras actuaciones, se creará una "zona de relax" con paseos, terrazas, solarium y una amplia zona de baño.

Será en Rafael Areses, al lado del futuro parque de agua, y tendrá continuidad con el tratamiento natural que se dará a la parcela que ocupa el aparcamiento disuasorio frente al Pabellón de Deportes, que mantendrá su uso pero añadiéndole zonas de estancia, jardines y arbolado.

La regeneración de la Xunqueira de Alba, con la salida del parque de maquinaria y la imprenta provincial, una obra que ejecuta la Deputación, será otro de los grandes pilares de este proyecto, que completará el propio Concello con un nuevo parque a orillas del río Rons.

Antes de 2025, al estar financiado con fondos europeos, deberán estar terminados el nuevo parque de María Vinyals, enfrente de la delegación de la Xunta en Campolongo; la recuperación ambiental de los salones del Lérez o la mejora de la iluminación en ambas orillas del río.

Además, también se abordará la vía verde hacia Vilagarcía, entre la estación de tren y el límite municipal con Barro, la conexión de la senda fluvial del Lérez desde Bora hasta las que ejecuta Poio hasta Combarro o 'reverdecer' la ribera del Lérez en todo su margen sur, incluido Mollavao.

El cauce del regato de Valdecorvos ha sido incluido también en las actuaciones de este programa Pontevedra Flúe y, además de su recuperación ambiental a lo largo de todo su canal, el Ayuntamiento plantea crear un gran parque urbano en el barrio de Valdecorvos.

Con todas estas "grandes transformaciones verdes" en su conjunto, ha sentenciado Iván Puentes, Pontevedra estará "mucho más preparada" para combatir los efectos de un cambio climático que "ya estamos experimentando".

Pontevedra proyecta "revolución verde" con 20 millones para renaturalizar
Comentarios