viernes. 12.07.2024

La Consellería de Sanidad da "absoluta prioridad" al acceso a nuevos fármacos para los pacientes afectados de hepatitis C, "por encima de los costes que representa", afirmó hoy el director general de asistencia sanitaria de la Xunta, Félix Rubial.

 

En su intervención ante una comisión del Parlamento de Galicia, Rubial respondió así a las preguntas de la diputada de AGE Eva Solla, quien criticó la falta de transparencia y de claridad de las autoridades, que ha llevado a asociaciones de hepáticos a denunciar que los intereses económicos prevalecieran sobre los de su salud. Solla denunció que en los últimos meses, tras la comercialización de nuevos fármacos muy efectivos contra el tratamiento de enfermos contra la hepatitis C, "siempre primó el criterio económico, en contra de los que dijo la Administración". La diputada acusó al Gobierno central y a la Xunta de llevar a cabo políticas de fijación de un "techo de gasto" que perjudicaron a los enfermos de hepatitis C, ya que los costosos tratamientos suponen un desafío para los recortes presupuestarios.

 

"El criterio no es médico, sino económico, en función del techo de gasto fijado", comentó Solla, quien consideró que el Gobierno español podría haber llevado a cabo una iniciativa con otros países europeos para hace presión sobre los laboratorios farmacéuticos con el fin de conseguir mejores precios. Además, reprochó que uno de los nuevos fármacos en su tratamiento de doce semanas tiene un coste en España que "podría rondar los 25.500 euros", mientras que "en Francia es de 13.600 euros".

 

 

La diputada denunció la falta de transparencia del Gobierno en proporcionar datos sobre precios de los nuevos medicamentos e incluso sugirió la posibilidad de "expedir una licencia voluntaria" de esos fármacos alegando que se trata de "un caso de emergencia" de salud pública, ya que indicó que en España mueren diariamente 12 personas debido a la hepatitis C. Rubial le replicó que un "secuestro de la patente" podría tener "consecuencias funestas" para los pacientes, además de legales y, sobre todo, técnicas, por las dificultades para sintetizar moléculas y el tiempo que requeriría aprobar esos medicamentos.

 

 

El director general de asistencia sanitaria de la Xunta criticó a Solla de ser "simple en sus planteamientos" ya que producir medicamentos no es comparable a una "máquina de hacer chorizos", aunque luego pidió disculpas por haberse excedido verbalmente. Rubial alegó que además de los tres tratamientos aparecidos en los últimos meses con costes que oscilan entre 30.000 y 70.000 euros por paciente, desde el pasado 1 de abril hay "nuevas moléculas disponibles" y advirtió de que la aparición de nuevos fármacos va a tal "velocidad" que supone un gran cambio.

 

Los dos nuevos tratamientos, que suponen "dos combinaciones diferentes, suponen un antes y un después", dijo y afirmó que los fondos destinados por el Gobierno de "727 millones de euros para tratamientos" ofrecerán cobertura a "52.000 pacientes en todo el Estado".

Sanidad da "absoluta prioridad" al acceso de hepáticos a los nuevos fármacos