viernes. 27.01.2023
Justicia | Sanidad

Condenan al hospital Nuestra Señora de Fátima por un error en el diagnóstico

La Audiencia provincial de Pontevedra ha condenado al hospital privado Nuestra Señora de Fátima de Vigo a indemnizar a un hombre de 36 años de edad por un error de diagnóstico tras su ingreso en Urgencias con una rotura de bazo, informó hoy la asociación Defensor del Paciente.

La Audiencia provincial de Pontevedra ha condenado al hospital privado Nuestra Señora de Fátima de Vigo a indemnizar a un hombre de 36 años de edad por un error de diagnóstico tras su ingreso en Urgencias con una rotura de bazo, informó hoy la asociación Defensor del Paciente. En un comunicado, la citada asociación indica que la sentencia es relativa a un accidente de tráfico registrado el 17 de febrero de 2012 en el que la víctima, G.M.L., que conducía un moto, colisionó contra una furgoneta en la calle Gran Vía de Vigo.

 

El afectado fue trasladado en ambulancia desde el lugar del accidente al servicio de Urgencias del Hospital Nuestra Señora de Fátima, a pesar de haber indicado que su hospital era el Xeral. En la hoja del servicio de Urgencias relativa a dicha asistencia en el hospital, figura, según la nota, que el paciente "acude al servicio de urgencias por un accidente de tráfico" con "tx costal izquierdo y dolor en el hombro izquierdo", entre otras cuestiones.

 

Los análisis y pruebas practicadas revelaron una "fractura de dos arcos costales 4/5 izquierdo y contusión en el hombro izquierdo", precisa la asociación Defensor del Paciente. Apunta que, a pesar de ser un paciente politraumatizado, no se le realizó exploración abdominal y aunque la radiografía únicamente muestra partes óseas, no se hizo ninguna otra prueba que permitiese observar otras zonas para descartar lesiones.

 

El paciente fue ingresado en el servicio de Cirugía Torácica con diagnóstico de fracturas costales, recibió el alta hospitalaria el 23 de febrero de 2012 y regresó para su primera revisión el 2 de marzo, cuando le informaron de que su cita había sido pospuesta hasta la semana siguiente. Durante ese mismo día, el paciente padeció tres episodios de mareos acompañados de dolor abdominal, vómitos y palidez, hasta sufrir una pérdida de conocimiento en su domicilio, por lo que fue ingresado en el servicio de Urgencias del hospital Xeral, donde los análisis efectuados mostraron que padecía una rotura esplénica.

 

El paciente tuvo que ser intervenido quirúrgicamente de urgencia este mismo día y permaneció posteriormente en la unidad de cuidados intensivos. El Juzgado de primera instancia número catorce de Vigo condenó al hospital a indemnizar al paciente por todos los daños y perjuicios generados, aunque la aseguradora del centro ha presentado un recurso contra la sentencia.

Condenan al hospital Nuestra Señora de Fátima por un error en el diagnóstico
Comentarios