sábado. 13.04.2024

En un fallo pionero, la Audiencia Provincial de Pontevedra ha confirmado una sentencia que otorga una "pensión" de 40 euros mensuales para el cuidado de una mascota, tras la disolución de un matrimonio. Esta decisión ratifica el veredicto previamente emitido por el Juzgado de Primera Instancia número 15 de Vigo, marcando un precedente en la consideración de los animales de compañía en procesos de divorcio.

La resolución judicial aborda, además de la custodia y pensión alimenticia de los hijos del matrimonio, el bienestar del animal doméstico. Según el dictamen, la mascota quedará bajo el cuidado de la mujer, quien junto a su exesposo, se hará cargo por partes iguales de los gastos extraordinarios y veterinarios que el animal requiera.

Sin embargo, dada la disparidad económica entre las partes, el hombre deberá contribuir con una suma mensual de 40 euros para el mantenimiento de la mascota. Esta cantidad será sujeta a ajustes anuales según el Índice de Precios al Consumidor (IPC), asegurando así su adecuación a la inflación y cambios en el coste de vida.

Este innovador fallo fue originalmente emitido en febrero del año pasado, pero no fue hasta finales de 2023 que la Audiencia de Pontevedra lo confirmó, tras desestimar un recurso presentado por la mujer. El recurso cuestionaba tanto el régimen de custodia compartida de los hijos como el uso de un vehículo asignado.

Con esta confirmación, la Audiencia respalda no solo las decisiones relativas a la custodia de los hijos y el uso de bienes, sino también el cuidado y bienestar de los animales de compañía en el contexto de separaciones matrimoniales.

Un juez establece en Vigo una pensión mensual de 40 euros para una mascota tras divorcio