miércoles. 29.05.2024
Los trabajadores de Vitrasa, empresa concesionaria del servicio de autobús urbano de Vigo, ampliarán media hora a partir del martes la duración de los paros de conducción del mediodía, que pasará a ser de 13:30 a 15:30.

Endurecen, pues, las movilizaciones en el pulso que mantienen desde hace más de dos años con loa compañía para que se avenga a negociar una actualización del convenio y a descongelar sus salarios, además de mejoras en unas condiciones de trabajo que exigen de los conductores hasta diez horas al día.

Los paros de mediodía se han ido incrementando: comenzaron siendo de 13:00 a 14:00 el pasado noviembre, pasaron a ser de 14:00 a 15:30 en enero y a partir de la semana que viene serán de dos horas, con los inconvenientes que ello supone para los usuarios.

Estas medidas de presión no han logrado doblar el pulso de la empresa, que acusa a los trabajadores de impedir avanzar hacia un acuerdo por su posición inflexible.

Los trabajadores, por su parte, han informado este martes a través de un comunicado de UGT que han cobrado tarde la nómina de febrero y de que en ella la empresa no ha incluido la prima de absentismo, como establece el convenio.

“Esperamos que ahora sí, de una vez por todas, el alcalde deje de mirar para otro lado e intervenga en el conflicto que ya afecta al pago de nuestros salarios”, dice el comunicado del sindicato.

Hasta el momento, Caballero se ha negado a mediar en el conflicto y durante mucho tiempo se abstuvo incluso de posicionarse, salvo en la ocasión en que calificó de “intolerable” el intento de la compañía de aplicar un 'descuelgue salarial' del 30 por ciento, medida que fue tumbada por un laudo arbitral ratificado después por la justicia.

Sin embargo, el alcalde a mediados del pasado febrero acusó a los trabajadores de elegir “el momento de hacerle más daño a la ciudad” y de utilizar un método de presión “legal pero absolutamente carente de ética, lo que no sentó bien a los trabajadores, que reivindican su derecho de huelga.

El comité de empresa de Vitrasa dijo el mes pasado que se plantean seriamente iniciar una huelga indefinida ante el enquistamiento de un conflicto que dura ya más de dos años y al que no se adivina solución. 

Trabajadores de Vitrasa endurecen los paros de mediodía a partir del martes