sábado. 22.06.2024

Los vecinos de Valga merecen otra oposición

La oposición de Valga sigue demostrando día a día que no está a la altura de nuestros vecinos. Piensan que pueden engañarlos con sus falsedades, pero por mucho que les pese los valgueses ya demostraron en muchas ocasiones que no caen en sus mentiras ni se creen ni una palabra de sus acusaciones retorcidas, insultos y mentiras. Por eso siguen estando donde están: en la oposición.

 

Los concejales del PSOE y de Mareas compiten a ver quién inventa más y demuestran que el respeto hacia las personas no es una de sus cualidades. Que se lo pregunten al concejal de Mareas, que ya no se conforma con difamar a los miembros del gobierno municipal si no que se dedica a atacar constantemente a los trabajadores municipales, sobre todo a las trabajadoras. Nada le importan su formación, sus méritos y su valía profesional. Eso para el no vale nada, solo importa de quien son hijas o quien es su familia, como si eso fuese impedimento para que puedan acceder, por métiros, a un trabajo.

 

Él ya se montón su película en la cabeza y le dan igual las pruebas. Pasa por encima e todo y de todos para seguir erre que erre. Hace acusaciones falsas, tergiversa informes. Da igual que la directora del Obradoiro de Empleo le explique como y porqué se eligió a la persona encargada de impartir el módulo de Igualdad. El señor Castiñeiras sabe más que ella: fue "a dedo" y punto. Porque lo dice él.

 

Desde aquí animamos al concejal de Mareas a que deje de ocultar información interesadamente y publique, íntegro, el escrito de la directora del Obradoiro de Empleo para que los vecinos puedan sacar sus propias cons conclusiones y no solo las que a él le interesan.

 

Porque el informe de la directora echa por tierra todas las mentiras y falsedades del señor Castiñeiras y explica claramente como se realizó esa selección y por parte de quien.

 


La directora del Obradoiro contactó con los concellos de Valga y Moraña, que coorganizan el Obradoiro, para que informasen sobre el personal disponible para impartir el curso. De no existir, tendría que contratarse a una empresa o iniciar un proceso de selección para contratar a un docente. El Concello de Valga puso a disposición del Obradoiro a una técnica que está acreditada por el servizo de Formación de la Consellería de Empleo e Igualdad, al que se solicitó autorización el día 18 de febrero para que la citada técnica impartiera el curso de formación en Igualdad.  Este permiso fue concedido y la técnica impartió el curso sin que supusiera gasto alguno para el Obradoiro, ya que no percibió ninguna cantidad por ello.


 

Está claro que esta trabajadora no fue contratada por el Concello de Valga ni por el Concello de Moraña, que está acreditada por la Consellería de Empleo e Igualdad para impartir el curso en cuestión y que no percibió ningún salario por realizar estas tareas. Esto queda bien claro en el informe al que hace alusión el propio señor Castiñeiras: fue un curso que se impartió de forma gratuíta, sin ningún tipo de retribución, pero el sigue tergiversando y mintiendo.

 

Habla de un proceso de selección que no es cierto que se aplique a esta trabajadora, sino que se refiere a la contratación del equipo directivo, de los monitores y administrativos del Obradoiro de Empleo y, en ningún caso, a las actividades complementarias como son el módulo de Igualdad. Prueba de eso es que la propia Xunta de Galicia, que aprobó y cofinancia el Obradoiro, autorizó que la formación en Igualdad la impartiera esta técnica. Él lo sabe, pero le da igual. Su falta de escrúpulos le permite seguir mintiendo a sabiendas.

 

Ahora nos preguntamos si el concejal de Mareas va a tener la decencia de pedir perdón por difamar a esta trabajadora.

 

 

El señor Castiñeiras demuestra cada día que su único interés es salir en los medios de comunicación mientras el gobierno municipal nos dedicamos a hacer gestiones para que Valga mejore, en conseguir subvenciones como los 800.000 euros que se invertirán en construír una senda peatonal en Cordeiro y otras que llegarán pronto.

 

No nos haga perder el tiempo con su política barata.

Los vecinos de Valga merecen otra oposición